//
estás leyendo...
La Tapia del Manicomio

Ecos de Sociedad

  La Internet está “petá” este fin de semana con lo de Kate Middleton. Resulta que han aparecido en una revista -francesa para más mosqueo de los británicos- unas fotos en las que está con la parte de arriba del bikini a medio quitar, y parece que es lo nunca visto, la fin del mundo, o por lo menos el Armaggedon. Se entiende, algo, por la relevancia del personaje, pero, vamos, cualquiera diría que el personal no ha visto nunca una teta. Y en una foto. Catetos. Nos recuerda una historia de nuestra infancia. Se acababa de inventar el hula-hoop y ya había llegado a Almería. Una moza de la localidad, por hacerse la moderna, se puso a bailarlo en la playa de San Miguel en bañador, como requería el lugar. Un soldado del campamento de Viator que estaba tomando el sol en traje de granito –o sea, cocido por dentro y por fuera- y a pesar del bromuro del desayuno, se lanzó sobre la sicalíptica nereida y le pegó un mordisco en una de las bamboleantes glándulas mamarias. El suceso fue muy comentado en todos los mentideros locales. Normal en aquella época. A finales de los años cincuenta todavía no habían llegado las suecas. Ni el bikini; incluso los bañadores femeninos llevaban obligatoriamente faldilla.

En aquel tiempo, los periódicos de provincias, aparte de a hacerle la pelota a Franco, tenían una sección llamada Ecos de Sociedad, que tenía como objeto relatar las bodas, peticiones de mano y otros saraos de la “buena” sociedad. El resto de la población celebraba las comuniones con un chocolate con churros para los chiquillos, y las bodas con un arroz en el patio; y aunque los hubieran sacado en la susodicha sección, de nada les hubiera valido porque no tenían dinero ni costumbre de comprar el periódico. Hoy, como las ciencias adelantan tantísimo, tenemos la red de redes para “informarnos” y, sobre todo, informar de nuestras andanzas a cuanta más gente mejor. Por nimias y/o estúpidas que sean esas andanzas. Y así, lo mismo colgamos la foto de la cicatriz de la operación de apendicitis de la niña, que el video de una concejal de un pueblo de Toledo “sacándose brillo”, o las ya mundialmente famosas tetas de la Kate. Ni que fueran las de Jayne Mansfield (los de nuestra quinta saben de qué hablamos y los demás, que busquen en Internet). Los medios de hoy ya no tienen esa sección de Ecos de Sociedad, pero lo llevan todo para adelante con mayor fruición y extensión que en los pacatos cincuenta. Lo mismo que tampoco hay sección de sucesos porque hoy todas las páginas son de sucesos. Y con más morbo que “El Caso”.

(Nos hemos mudado al lu

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Donde?

"La Tapia del Manicomio" se publica todos los Lunes en el Diario de Almería. "Gastrofilias" se publica en los sábados en el Diario de Almería "Mesa y Mantel", articulo mensual en la revista Andalucía Económica.

Pide por esa boquita

¿Quieres que publiquemos algun articulo antigüo?,o ¿simplemente necesitas alguna receta de cocina? Mandamos un mail a azapata2001@gmail.com y tus deseos serán cumplidos.

Visitantes

  • 54,801 visitas
A %d blogueros les gusta esto: