//
estás leyendo...
La Tapia del Manicomio

Hecha la ley, hecha la trampa

altiquetasEn Malasia están preocupados por la nueva normativa de la U.E sobre el etiquetado de productos alimenticios. No es extraño, porque es el mayor productor mundial de aceite de palma, junto con su vecina Indonesia. La cosa está clara: hasta ahora, en la información nutricional que aparecía en las etiquetas de los productos alimenticios, el tal aceite y el de coco aparecen camuflados dentro del genérico aceites vegetales o grasas vegetales. El consumidor, ingenuo de él, piensa que eso tiene que ser sanísismo, como todo lo vegetal, y no concibe que esas dos grasas citadas son mil veces peores que un cacho de sebo de una vaca vieja, porque tienen más grasas saturadas y colesterol. En realidad estan compuestas casi exclusivamente de ácidos grasos saturados, que es lo peor que uno puede tomar si cuida su salud cardiovascular. Vamos, como si se fumara uno dos cajetillas al día. ¡Toma alimentos veganos! Por el contrario, hay animalicos del Señor que tienen grasas beneficiosas que hasta bajan el colesterol, como los pescados o el cerdo ibérico, sobre todo si ha comido bellotas.

Esa es otra, el nuevo etiquetado de los jamones, que en lugar de aclarar ha venido a oscurecer más la información al consumidor. La nueva norma, esta sólo española de momento, distingue cuatro categorías de perniles pata negra. Las dos primeras son jamón ibérico 100% y jamón ibérico (a secas). Como esta segunda se puede poner cuando el bicho tenga el 50% de sangre ibérica, en lugar del 75% que se pedía hasta ahora en las D.O, casi todos lo que salgan al mercado tendrán esa etiqueta, porque hay poquísimos cerdos puros aparte de los sementales. Al consumidor poco ducho le siguen dando gato por liebre, pero ahora aumentado y con todo el cinismo del mundo. Es la misma trampa que hicieron con el aceite de oliva: el peor es el que se etiqueta como aceite de oliva; cuando debería añadirse ·refinado”; a los buenos sí hay que añadirles virgen o virgen extra. A la mayoría la siguen engañando con estos alardes lexicológicos.

En lo que sí ha mejorado la nueva norma europea es en que si un producto lleva sal, hay que poner que lleva sal. Para honra y prez de nuestras autoridades sanitarias, hasta ahora ponía sodio, con lo que los que suspendieron la química no sabían que se estaban hinchando de sal a pesar de su hipertensión.

 

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Donde?

"La Tapia del Manicomio" se publica todos los Lunes en el Diario de Almería. "Gastrofilias" se publica en los sábados en el Diario de Almería "Mesa y Mantel", articulo mensual en la revista Andalucía Económica.

Pide por esa boquita

¿Quieres que publiquemos algun articulo antigüo?,o ¿simplemente necesitas alguna receta de cocina? Mandamos un mail a azapata2001@gmail.com y tus deseos serán cumplidos.

Visitantes

  • 56,086 visitas
A %d blogueros les gusta esto: